Soy Adicta #21

Soy Adicta #21

Mientras escuchaba al traumatólogo decirme toda la retahíla de cosas que habían apreciado en las pruebas que me había hecho, yo iba quedándome sin respiración; esa lista no se terminaba nunca y aún me quedaba el final.

Para terminar el doctor me dijo….: y todo esto que tienes no se va a quedar así . Al igual que tu espalda que ahora es como una interrogación y pronto, en un par de años quizás; si te cuidas, pronto será literalmente una S. Eso quiere decir que el dolor aumentará, irá todo a más porque esa posición de tu columna no es en absoluto la natural y todo lo que en tu cuerpo que no es natural , te tiene que doler, te duele y te dolerá.

Me dijo también ; ten cuidado con esa trocanteritis que si ahora no te duele seguramente será debido a que has hecho o haces mucho deporte pero seguramente más pronto que tarde necesitará infiltrarse igual que hemos hecho con la espalda hace unos días. Escuchar esto a pesar de todo me tranquilizó, porque si haciéndome lo que me hizo el viernes se solucionaban todos mis dolores, nada de lo que me habían dicho que tenia ,me preocupaba.

Al fin había encontrado solución a mis dolores !!! Ya no sentía dolor !!! Pobre ilusa de mi….no tenia ni idea del jardín en el que me estaba metiendo….

Y con esa falta de preocupación , yo me olvidé completamente de ese “ nada de lo que veo explica lo que me encontré el viernes cuando viniste por primera vez “ .

El doctor intuyendo que mis dolores eran muy fuertes y que con el tramadol no se me aliviarían , (también es cierto que cuando llegué a su consulta lo primero que le dije fue “ no puedo más con tanto dolor “ )me preguntó por mi MAP ( médico de atención primaria ) lo típico de los médicos privados cuando van a recetarte algo y quieren saber si tu médico de familia tendria la amabilidad de hacerte esa receta por  la seguridad social. Yo no tenía ni idea, nunca había tenido tanta prisa con algo referente a mi salud , como para tener que hacer uso de ese seguro médico del que disponía y que ya, ni me acordaba.

Yo le contesté que era buena persona y que suponía que no habría problema. Para mis adentros y sobre la marcha yo iba pensando cómo iba a contarle a mi MAP el porqué de esa rápida consulta : y después de todo lo que había padecido y sufrido con ella como testigo ( que incluso ella había llegado a recetarme los opiaceos ) estaba segura de que no me pondría ningún inconveniente. 

Cuando ya pensé que me iba a recetar algo de eso mágico que él tenía , me dice : vamos a hacer una cosa, como ya casi están aquí las Navidades, me gustaría volver a verte una vez que hayan terminado. Que te parece si volvemos a vernos en un mes aproximadamente? Vale; le respondí yo.

Con lo que te he puesto más tú medicación creo que hasta entonces no tendrás dolor. Esto me alarmó, pues yo estaba convencida de que lo que me había puesto con las inyecciones era para siempre. Que ingenua soy !!

Yo le pregunté que si ahora que no tenía dolor, podría dejar de tomar el tramadol puesto no me sentaba nada bien al intestino y su pregunta me sorprendió, me dijo ; hace más de una semana que la tomas ? – Si, le respondí yo, hace varios meses ya. 

Su respuesta fue : entonces ni se te ocurra dejar de tomarlas porque te entraría el síndrome de abstinencia que seguramente nadie te ha explicado; ojiplatica me quedé sentada mirando al suelo un buen rato hasta que reaccioné y le dije : muy bien , entonces pediré cita para el mes de Enero.

En ese momento yo no lo sabía, pero era adicta. No había tomado drogas ni siquiera en mi juventud y resultaba que ahora era una yonki de las Opiáceas , a estas alturas de mi vida era adicta a una droga en forma de Fármaco !!

Yo sabía que las pastillas que tomaba para el dolor que se llamaban Adolonta de 200 mg ( hacía ya un tiempo que me la habían subido de 100 mg a 200 ) y que tenían un principio activo que se llama Tramadol, y que era de la familia de los Opiaceos. Sabía que era un analgésico potente, pero que a mi no me quitaba mi dolor.

Jamás se me ocurrió pensar que si yo dejaba de tomar ese medicamento, tendría síndrome de abstinencia ; algo que nunca había tenido pero como estoy en el mundo, se lo que es …aunque no me podía ni imaginar como me podría sentir. Eso quería decir que no podría dejar ese medicamento así por las buenas. Con esta nueva información salí dela consulta despidiéndome del doctor con un “ nos vemos en un mes “ .

Salí de la consulta y después de pedir mi próxima cita en el lugar correspondiente, me fui;  salí del centro médico ( realmente es un hospital privado, de ahí que lo pudiera hacer todo en el mismo centro ) como me sentía bien, fui caminando cabizbaja hasta mi casa, pensando en lo de la adición. 

En ese momento, todo lo que el doctor me había dicho casi se había quedado resumido en esa palabra; eres adicta.

Evidentemente cuando llegué a casa tocó contárselo todo a mi madre y después de comer llamé a mi hermana por teléfono ,afortunadamente , y digo afortunadamente porque una vez que le conté todo a mi hermana me hizo ver que lo realmente importante de todo no era que yo fuera adicta a una medicación, porque no se trataba de que le estuviera contando que fuera cocainomana o heroinómana:  no era el caso. 

Por razones absolutamente imprescindibles yo necesitaba unos analgésicos extra fuertes y estos creaban adición pero como mucha gente en todo el mundo, porque si no eres adicto a pastillas para dormir , lo eres a relajantes musculares o cualquier otro medicamento. Así que se me fue la paranoia de la adición y llegamos a lo realmente importante y que yo había pasado por alto totalmente, sólo lo recordé al estrujar mi cerebro para recordar absolutamente todo lo que había hablado con el doctor y que era lo que a ella ( a mi hermana) le interesaba y a partir de entonces a mi no me pareció importante.

Tenía un montón de lesiones que no podía ni curar ni “ arreglar “ eso es lo que yo llamo “ me lo quedo “ .  Y además lo que ya era seguro que con el tiempo me iba a llegar . Lesiones sobre las que creíamos que tendríamos el control y llegamos a esa conclusión simplemente porque si nada más entrar por la puerta con un par de jeringas me habían quitado el dolor ….pues con otro par de esas jeringas me quitarían los otros. El médico que hizo magia una vez podría volverá hacerla…

Pobre de mi; soy realmente muy ingenua y veo todo tan fácil …Nunca, jamás imaginé en el jardín en el que acabaría metida.

Haciendo memoria para no dejarme nada de lo que había hablado con el traumatólogo llegué a ; ah , me dijo que lo que le parecía muy extraño es que nada de todo eso que me había encontrado , explicaba los dolores con los que llegué y lo de las fascias , os preguntaréis que es eso de “ las fascias “ ? 

Bueno de forma rápida la fascia es un tejido;  como una membrana, que recubre los tejidos del cuerpo y los protege. Entre esos tejidos están los músculos y resulta que la fascia de mis músculos estaba dura como una piedra porque cuando me pinchó en la zona de los trapecios y la espalda , podríamos decir que donde estaba la escoliosis, esa zona más o menos , estaba tan dura ( es la que tanto nos duele y agota ) pues estaba tan dura que le costó pinchar e infiltrar . Y por la escoliosis no era el motivo de que estuviera tan duro.

Bueno, una vez que le conté todo a mi hermana; ella me preguntó el nombre del traumatólogo y me pidió el número de teléfono del centro médico . Eso quería decir que se había quedado preocupada y quería hablar con él y pedir su opinión. 

Es algo normal en ella el querer protegerme, es mi hermana mayor. A pesar de que tan sólo nos llevamos veinte meses y que físicamente mucha gente piensa que ella es la pequeña, pero ella siempre ha ejercido ( desde pequeñitas ) y sigue ejerciendo de hermana mayor, siempre quiere protegerme de toda amenaza, cosa que a mi me encanta. Que sería de mi sin ella ?

Y después de todo eso llegaron las buenas noticias que tenía para mi….

To be continued …..

2 Comments

  1. Hola, linda! Te saludo desde Ccs Venezuela . Te admiro muchísimo .. Te sigo en Facebook en tu pág Fitness. Tu esposo y tu hacen una pareja preciosa. Dios te bendiga . Todo está en la mente. Tienes el poder Sanarate. La fuerza espiritual te acompaña Namaste . Un abrazote inmenso 🤗😘💗💞

    1. Hola, muchas gracias por leerme pero creo que estás equivocada porque yo en Facebook tengo una página que se llama igual que el blog Abrazo de Algodón esa es mi página de Facebook. Gracias

Leave a Comment to admin Cancel Reply

A %d blogueros les gusta esto: